Tu cliente ideal

Siempre que queramos aumentar la difusión de nuestras creaciones, nuestro contenido o aquello en lo que centremos todos nuestros esfuerzos, tenemos que tener en mente a aquellas persona a las que queremos hacer llegar nuestro mensaje.

Es importante que seas capaz de identificarla, y reconocerla, lo máximo posible.

Esa persona (o perfil del persona) que debes tener identificada como aquella persona que puede tener interés en todo lo que haces es lo que, en marketing, se llama “buyer persona” (y yo me pregunto porqué no “persona compradora” o “comprador” a secas, ¿no sería más lógico?… en fin… sigamos).

Dicho así puede parecer algo impersonal, pero nada más lejos de la realidad.

La “buyer persona“, es aquella persona que nos sigue, a la que le gusta nuestro contenido y que -previsiblemente- podría interesarle aquello que algún día vayamos a vender en nuestro negocio online creativo, vamos son el “centro de nuestro universo emprendedor”.

Las personas que muestran interés por lo que haces deben convertirse en el centro de tu universo, conócelas a fondo y cógelas de la mano para saber qué camino seguirHaz click para twittear

Este es otro de los elementos que tenemos que tener, o intentar tener, muy bien identificado.

Puede que al principio, mientras te sitúas, diferencias tus creciones, reconoces tus fuerzas y tus debilidades, y demás; te cueste ver con claridad a tu “buyer persona”; pero con el tiempo, serás capaz de identificarla sin problema.

COMO LA VIDA MISMA…

Para que te sitúes, te voy a contar, cuál sería -en concreto- mi “buyer persona”.

En mi caso, y para Skarlett Costura, mi “buyer persona”, sería una mujer con una edad comprendida entre los 24 y 50 años, a la que le gusta la costura y compartir, que quiere aprender a coser, que se desenvuelve bien con los medios online y no dispone de mucho tiempo.

Que esta sea la “buyer persona” en la que yo pienso cuando comparto, creo contenido en el blog, o desarrollo cursos o guías de costura, no quiere decir que en el 100 % de los casos sea así, de hecho habrá muchas personas que se interesen por lo que comparto y hago, y no encajen en el perfil de mi “buyer persona”; y aunque eso sea así, debemos tener siempre presente a la persona a la que queremos dirigirnos, esto nos permite focalizar nuestro mensaje y nuestras creaciones en las necesidades y gustos de esas personas.

Piensa en ellas y ellas pensarán en ti.

No Comments Yet.

Leave a Reply